No hay comentarios

Conoce las tendencias que caracterizan al mercado inmobiliario en 2022

El interés por los bienes inmuebles se está recuperando, tanto en los centros turísticos costeros como en las grandes ciudades. El comienzo de 2021 ha sido bastante desafiante. Tras el primer año de la pandemia del coronavirus, la tendencia a la baja de la inversión extranjera en España parecía haber continuado. 

Sin embargo, una campaña de vacunación eficaz abrió perspectivas más optimistas, lo que contribuyó a la recuperación económica general en España, especialmente en el sector inmobiliario con un número creciente de cazadores de propiedades que compran apartamentos de inversión en España .

Crecientes precios de las propiedades

La reactivación del mercado inmobiliario ha provocado un aumento de los precios inmobiliarios en los principales centros turísticos de la región. Pero esto no es un problema para los inversores extranjeros. Tienden a comprar propiedades que se ajustan a sus requisitos sin prestar mucha atención a sus etiquetas de precio. De hecho, esto es lo que contribuye al aumento de los precios inmobiliarios en general.

Esta es una tendencia que también estamos viendo entre los inversionistas locales que buscan una vivienda no solo para vacaciones, sino también para vivir a largo plazo o incluso para trabajar a distancia.

¿Qué pasará a corto y largo plazo?

Desde principios de 2021 se observa una moderada recuperación del mercado inmobiliario, que sin duda continuará en los próximos meses. Ha habido un crecimiento del interés por comprar o alquilar una segunda vivienda, tanto por extranjeros como por locales. Por esta razón, los inversionistas buscarán casas que le permitan trabajar a muchos kilómetros de distancia de su oficina.

En 2022 se espera un aumento de las ventas de viviendas en las regiones turísticas de España. Según un informe elaborado por CaixaBank Research, en 2022 se espera un aumento tangible de la venta de viviendas en las regiones turísticas de España, donde una proporción importante de compradores son extranjeros. 

En plena pandemia del Covid-19, el número de compras y ventas de inmuebles residenciales en estas regiones disminuyó un 17,8%, y aunque la recuperación aún no es lo suficientemente rápida, hay mucho que decir a favor de una vuelta a la anterior. nivel.

Los expertos de Spain-Real.Estate creen que en un futuro previsible, la demanda de casas y apartamentos en España por parte de extranjeros volverá a su nivel anterior, lo que ya se nota por la cantidad de consultas de búsqueda en Internet. También se espera que la introducción esperada de un permiso de residencia en España para «nómadas digitales» aumente la demanda de casas y apartamentos.

¿Qué características marcarán al sector?

De cara a 2022, todo apunta a que la progresiva recuperación económica, unida a otros factores como la inflación, la crisis de suministros y la nueva Ley de Vivienda, podrían dibujar una nueva hoja de ruta en el mercado inmobiliario residencial. Con motivo de la llegada del nuevo ejercicio, los expertos de Solvia identifican las principales características que marcarán el sector:

   –Estabilización de compraventas. Los españoles siguen optando por la compra y así ha quedado reflejado en el número de operaciones de 2021. Este año, la tendencia se mantendrá. Este repunte no será tan acusado como el de los últimos meses, registrando un aumento más moderado, situado entre un rango estimado de crecimiento en el número de transacciones superior al 5%.

  –Valor al alza de los inmuebles, con subidas más moderadas. Aunque este indicador estará condicionado por varios factores, como la inflación, la influencia del fin de las moratorias en el segundo semestre o la escasez de suministros, las previsiones parecen indicar que los precios de la vivienda continuarán al alza. Con pequeñas fluctuaciones, mostrando incrementos moderados de aproximadamente el 3%, pudiendo llegar hasta el 6%, según las recientes previsiones de la Asociación Española de Análisis de Valor (AEV).

  –Repunte de las operaciones hipotecarias. El año 2021 no solo se ha caracterizado por el incremento de la contratación de nuevas hipotecas (+26% interanual en octubre y +20% respecto a 2019, según el Colegio de Registradores), también por el aumento de novaciones o subrogaciones. Este avance, provocado por el crecimiento de la demanda de vivienda, las facilidades que ofrece ahora la ley reguladora de los contratos de crédito inmobiliario o las condiciones favorables que ofrecen las entidades bancarias, conservará su contexto positivo en 2022. 

  –Incremento de la oferta de vivienda. A pesar de que el Banco de España advertía a finales de 2021 de una oferta de vivienda con escaso dinamismo, especialmente en lo que respecta a la vivienda de obra nueva e inmuebles unifamiliares, tipología de activos que han comenzado a despertar un gran interés en el mercado, también apuntaba que este camino cambiaría en 2022, al menos a medio plazo, gracias a la implementación del Plan de Rehabilitación de Vivienda y Regeneración Urbana, que, respaldado por los fondos europeos Next Generation, podría impulsar la actividad residencial, tanto de rehabilitación como de obra nueva.

  –Recuperación del mercado del alquiler. Aunque habrá que ver cómo afecta la nueva Ley de Vivienda al mercado del alquiler, que, previsiblemente, entrará en vigor a lo largo de 2022, las previsiones apuntan a que este nuevo año se marcará un punto de inflexión, con una recuperación de la demanda y, muy especialmente, de los precios, que experimentarán un aumento generalizado aproximado del 5%. Primero, en las grandes ciudades y, luego, en el resto del país.

  –Crecimiento de la gestión profesional de alquiler. En la actualidad, más del 90% del parque de viviendas de alquiler está en manos de particulares. Esto supone una dificultad a la hora de responder a las nuevas demandas del mercado, como puede ser el acceso digital a la contratación y servicios de alquiler, o la adecuación a los temas relacionados con la eficiencia energética o la nueva legislación. 

  –Auge del build to rent. La mejora del mercado del alquiler, el mayor interés por los inmuebles de nueva construcción, y el incremento de la gestión profesionalizada de activos en arrendamiento, convertirán el build to rent en una de las grandes tendencias del año. De hecho, de cara a 2022, el incremento de la inversión en esta línea de negocio superará según las últimas estimaciones el 10%.

  –La transformación digital del sector, más real que nunca. La crisis sanitaria de la COVID-19 aceleró los procesos de transformación digital de muchos sectores, entre ellos, el inmobiliario, lo que llevó a numerosas empresas inmobiliarias tradicionales a buscar nuevas alternativas para captar clientes y facilitar procesos. Se espera que durante 2022 se afiance esta tendencia que permite, entre otras cosas, la firma de hipotecas de forma telemática, las visitas virtuales, la gestión profesionalizada de potenciales compradores o arrendatarios, o el uso del machine learning para predecir la demanda.

Si estás interesado en comprar o vender tu propiedad y necesitas asesoramiento profesional, contactanos y nosotros gestionamos todos tus requerimiento a la brevedad.

Fuente: Alimarket

Comments (0)